Escuela N° 13, Distrito Escolar 17, “Prefectura Naval Argentina”
Grados participantes: 7°A y 7°B.
Directora: Prof. Norma Lucía Uhart

Coordinadores docentes:
Mónica Marini, Norma Viqueira,
 Matilde Vivas, Marta Tibia
y Miriam Avellaneda.

ENTREVISTA A LA SRA. ANA MARÍA LURO,
HIJA DE RUFINO LURO CAMBACERES,
realizada por alumnos de 7°A y 7°B.

 

¿Cuándo comenzó en su padre el interés por la aviación?

- Papá siempre recordaba la emoción que sintió al ver por primera vez aquel   BLERIOT, piloteado por Cattaneo, que descendió en EL Chara, la estancia de mi familia.

 Ese mismo día, hizo su bautismo de vuelo. Mi padre tendría dieciocho o veinte años y desde ese momento nunca dejó la aviación comercial.  

 

¿Qué actividades desarrollaba su padre?

-Mi padre estudió agronomía y se ocupaba de la administración de nuestros campos. Con el tiempo, su entusiasmo por volar, lo llevó a compartir las tareas rurales con la aviación comercial.

 

¿Usted realizó algún viaje aéreo con su padre?

-No. Mi familia y yo vivíamos en Buenos Aires. Mi papá viajaba desde la estancia, cerca de Bahía Blanca, a  nuestra casa.  En sus viajes lo acompañaba Domingo Irigoyen, que vivía en el campo.

Nosotros nos enterábamos de sus viajes, primero por las publicaciones de los diarios y después por los comentarios de mi padre, en casa.

 

 

        ¿Cuál fue la relación entre su padre y Antoine Saint -Exupéry?

-Mi padre formó con Saint Exupery y Mermoz, la primera compañía de correo aéreo, Aeroposta Argentina, con capitales franceses. Eran socios y muy amigos.

Rufino hacía el trayecto desde Bahía Blanca hasta Ushuaia. Allí aterrizaba en una pista de carrera de caballos. En aquella época iban a campo abierto.

Los aviadores volaban contra el viento y a cara descubierta. Su lucha mayor fue con la tecnología.

 

¿Qué recuerdo guarda de su padre?

-Mi padre perteneció a lo que se llamó la época heroica de la aviación, él como todos los pioneros, amaban dar un servicio a los demás, sin importarles el riesgo. Además, quisieron dejar sus recuerdos a través de la literatura.

 

¿Usted siente que sigue el ejemplo de su padre?

- No lo sé. Yo estoy a cargo de la Dirección de A.D.EL.C.O. (Organización de  Defensa del Consumidor), en mi medida, desarrollo una acción hacia los demás.